Logotipo Observatorio Resposabilidad Social Empresarial de Extremadura





Logotipo Junta de Extremadura - Consejería de Economía, Empleo y Transformación Digital

NOTICIAS

17/03/2023 Todos los pases de la UE debern recortar, antes de 2030, sus emisiones de gases de efecto invernadero



Noticia

El nuevo Reglamento de Reparto del Esfuerzo reduce el máximo de emisiones de gases de efecto invernadero de los Estados miembros en el transporte, los edificios y la agricultura para 2030.

El aumento de las emisiones de carbono ha llevado a un aumento en la temperatura global y ha provocado cambios significativos en los patrones climáticos, como el aumento del nivel del mar, la acidificación del océano y la intensificación de eventos climáticos extremos como huracanes, sequías e inundaciones.

Para abordar este problema, se han establecido acuerdos internacionales para reducir las emisiones de carbono, como el Acuerdo de París. Los países se han comprometido a reducir sus emisiones de CO2 y trabajar juntos para limitar el aumento de la temperatura global a menos de 2°C por encima de los niveles preindustriales.

En este contexto, el Parlamento ha aprobado la revisión del conocido como «Reglamento de Reparto del Esfuerzo». La nueva versión de este reglamento fija unas reducciones anuales vinculantes de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) para el transporte por carretera, la calefacción de edificios, la agricultura, las pequeñas instalaciones industriales y la gestión de residuos. Lo hace de forma específica para cada Estado miembro de la Unión. Aproximadamente el 60% de todas las emisiones de la UE quedan cubiertas por él.

La principal modificación de este nuevo reglamento es que aumenta el objetivo de reducción de los GEI para la UE en 2030 del 30% al 40% en comparación con los niveles de 2005. Además, por primera vez, todos los países de la UE deberán reducir sus emisiones, con objetivos individuales que se sitúan entre el 10% y el 50%. Los objetivos para 2030 de cada Estado miembro se calculan en función de su PIB per cápita y de la relación coste-eficacia. 

La ley consigue un equilibrio entre la necesidad de flexibilidad para que los países puedan alcanzar sus objetivos sin renunciar a una transición justa —también a nivel social— y la necesidad de subsanar las lagunas que obstaculizan el cumplimiento del objetivo general de reducciones de la Unión. Este es el motivo por el que se pone un tope a la cantidad de emisiones que los Estados miembros pueden guardarse para los siguientes años, tomar a cuenta de las que les corresponderán o comerciar con ellas con otros Estados miembros.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si contin&ucute;a navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información